El salmorejo es una crema fría tradicional de la cocina andaluza, concretamente de Córdoba. Es refrescante, fácil de preparar y económica. Y se ha convertido en uno de nuestros platos favoritos para el verano.

Pero ¿conocéis la receta original?

Empezamos con los ingredientes (para 2-4 personas, dependiendo de si queremos servir una tapa o un plato completo):

– 500g de tomates muy rojos
– 100g de pan duro
– 100ml de aceite de oliva
– 15g de vinagre blanco
– 1 diente de ajo
– sal
– y para acompañar: jamón serrano troceado y un huevo duro picado

¡A cocinar!

Primero de todo lavaremos los tomates, les quitaremos el corazón y trocearemos (también los podemos pelar para que la crema quede más fina). A continuación trocearemos el pan a dados peuqeños.

Añadiremos los tomates, el pan, el ajo, la sal y el vinagre en la batidora y lo trituraremos todo junto.

Cuando la masa esté bien ligada y los ingredientes integrados le añadiremos el aceite de oliva, poco a poco, y seguiremos batiendo los ingredientes hasta que consigamos una crema espesa.

Antes de sacarlo de la batidora lo podemos probar porque todavía estamos a tiempo de rectificar de sal o vinagre.

Llegados a este punto, si vemos que la crema nos ha quedado muy grumosa, la podemos colar para que quede bien fina.

Reservamos en la nevera hasta que esté bien fresquito y ¡ya podemos servir el salmorejo!

Una vez en el plato le podemos añadir trocitos de jamón serrano y huevo durotroceado.

¡Buen provecho!

written by La Mallorquina

Advertisements